Refugio

DSCN3126-RF-800

Son muchos los momentos de nuestra vida en los que experimentamos la necesidad de disponer de un refugio donde sentirnos liberados de todo lazo que nos amarre, de todo sonido que nos ensordezca, de todo aire que nos asfixie, de toda responsabilidad que nos agobie, de toda noticia que nos desaliente.
Buscamos con ello alcanzar ese sentimiento único de bienestar que hace que todo cuanto resulta inquietante para el espíritu quede convertido en una calma emocional. En un universo de paz.

Refugio que puede traducirse en un lugar, en una compañía amiga, en un silencio adormecido, en una soledad creativa… Las posibilidades de encontrarlo son tantas como tantos sean nuestros deseos de querer alcanzarlo. Buscando, antes de nada, en nuestro interior.
De nosotros depende.

Isabel F.B. de Quirós

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

37 respuestas a Refugio

  1. Bellas palabras que nos hacen pensar en ése refugio que todos de vez en cuando necesitamos.
    Un Abrazo Isabel 🙂 .

  2. Nuestra vida está llena de momentos mágicos, de lugares diferentes, de personas amigas, de vuelos inalcanzables que dejan su rastro entre las florecillas silvestres del camino; mariposas
    traviesas que son guías y se pierden por la primera zanja entre la hierba… Puede ser que allí
    se esconda ese refugio. O no, no hace falta, el refugio está dentro de nuestro Paraíso de valores y de sensaciones. Tú lo has dicho. Y yo creo que así es. Hermosa entrada, Isabel. Un beso. Feliz día! Julie

  3. madamebovary dijo:

    Hola, bello lugar para recoger el espíritu en su inmensidad. Un beso quedito, como un susurro. Feliz retiro.

  4. Rosa Ave Fénix dijo:

    Quien diga que alguna vez no ha necesitado cuanto comentas, es mentira, somos humanos y necesitamos ese calor, ese silencio, a veces compartido… yo hablo por mis propias experiencias que por desgracia he tenido muchas. Besos…

  5. Aunque se hunda el mundo, cdeberíamos buscar ese refugio en nuestro interior al menos durante 15 minutos cada día.

    P.D. ¡Esa casita de la foto es de cuento! 😉

  6. Veronica dijo:

    Encuentro ese refugio en tus palabras que llegan como consuelo, como bálsamo. Un abrazo grande.

  7. Loretta Maio dijo:

    Muy ciertas las palabras que compartes, Isabel. ¿Por qué será que necesitamos un refugio de cuando en cuando? Eso me hace pensar… La vida actual se nos presenta agotadora en ocasiones, su ritmo, su velocidad, sus exigencias; mucha demanda (poca oferta). ¡Qué placer hallar ese momento especial donde sentirnos como descalzos sobre arena tibia en un día soleado! Lugares, afectos, pequeños gustos… Bien has dicho: de nosotros depende.

  8. guiomar52 dijo:

    Muy bella reflexión Isabel. ¡Y que necesitados estamos a veces de ese refugio! Cuando empecé a leer tu post pense en la idea de una habitación propia.pero no.eso ya lo tenemos muchas ya.refugio va más allá. Preciosa palabra pir sonido y significado.¿habremos de tener un refugio? En algun lugar estara el de cada una.no se si se podra encontrar o se escapa a mi mirada.

  9. agarcia2012 dijo:

    Totalmente necesario ! Un abrazo grande.

  10. ¡¡Hola Isabel!!
    Totalmente de acuerdo. Me encantan los refugios, los que no viven en nuestro hogar y los que comparten nuestra día a día. Un buen libro es uno de los mejores refugios que conozco. 🙂
    Besicos y feliz fin de semana 😉

  11. Ningún sitio externo cumplirá al cien con nuestra necesidad de refugio. El refugio ha de surgir de nuestro interior y existir ahí, así lograremos ese retiro que tan necesario es.

    Excelente reflexión, Isabel. Abrazobesos grandes, amiga.

  12. cristinafra dijo:

    Esos refugios que limpian y tranquilizan el alma, que hacen relativizar y poner en su sitio pequeños desasosiegos.
    Un abrazo muy fuerte Isabel

  13. Popota dijo:

    Cuánta razón en ello. Hasta los niños construyen sus refugios, internos o externos, reales o imaginarios, todos valen y son necesarios.
    Cuánto me suena este tipo de campiña, Isabel: La tená, les vaques, la braña, el hórreo, el río y los tabayones, el castañeu y el fayal…
    Creo que le has sacado mucho provecho a este viaje por Asturies.
    Un besu, de los que valen por tres

  14. Maria F. dijo:

    Lo encuentro muy poetico y hasta necesario para algunas almas creativas que necesitan uno tipo de paz y tranquilidad para poder escribir, pintar, o realizar obras creativas, por lo menos en mi caso pasa así.

  15. Almas inquietas que somos. Es verdad que hay tantos refugios como deseos, y, quizás todos reportan algún sosiego a pequeños o grandes anhelos, y todos constituyen importantes cobijos para el camino. Pero a las grandes inquietudes que nacen del fondo de las entrañas necesitamos un refugio de la medida de nuestro corazón, cuyos anhelos, paisaje, ubicación, planos y medida solo Dios conoce.

    Que Dios te cuide siempre, Isabel, en el refugio entrañable de sus brazos.

    Un abrazo

  16. Anónimo dijo:

    Ese remanso que necesita nuestra mente “reburdiando” con abrumadores e insolentes pensamientos inquietantes, que estrujan nuestra quietud necesaria para una adecuada decisión. Ese retiro diario tan necesario para nuestro descanso: cada día tiene su afán

  17. MissPeach dijo:

    Me encanta. Una realidad descrita con las palabras perfectas. Y la foto impresionante!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s