Sobre la verdad

La_Verdad,_el_Tiempo_y_la_Historia-GOya-500

Alegoría de La Verdad, el Tiempo y la Historia. Óleo de Francisco de Goya.

Que la verdad es sólo una y que los hechos son sólo unos, es un axioma.
Sin embargo, cuando varias personas han compartido las mismas vivencias y tratan de relatarlas es muy frecuente que surjan entre ellas discrepancias sobre los hechos que cuentan, que nada tengan que ver entre sí y parezca que alguna mienta.
Los sentimientos y las emociones, la asimilación y exégesis de los momentos vividos, conjuntamente con la desvirtuación que el paso del tiempo impone, convierten a la verdad en un ente metamorfoseado, en una verdad donde prima la subjetividad.

Se evitarían muchas discusiones si éstas no estuvieran sujetas a la imposición de la verdad subjetiva. Bastaría abrir un poco los ojos de la mente, gozar de una amplia perspectiva, y hacer gala de una buena dosis de generosidad y de humildad, para ampliar el abanico de conocimientos y conseguir que se entiendan quienes discrepan.

Por ello, cuando hablamos o escribimos sobre nuestras vivencias, debemos de ser conscientes de que nos sustentamos en el registro que guarda nuestra memoria, y que todos ellos han pasado por el rodillo de la interpretación y de la coyuntura de la vida transcurrida, y que la verdad, la única, pasa entonces a convertirse en verdad relativa.

Isabel F. Bernaldo de Quirós

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

26 respuestas a Sobre la verdad

  1. Shira Shaman dijo:

    Cuántas mentiras se disfrazan de verdad, recordar es mentir, inventar nuestra verdad, endulzar las sombras y colorearlas de tonos apetecibles. Sólo el espejo de los años reflejará la balanza en el último suspiro, cuando nuestra alma desnuda enfrente a la muerte.
    Abrazos

  2. guiomar52 dijo:

    Nuestro yo esta desnudo frente a nosotros mismos solamente. Es la gran verdad. Un buen texto filosófico reflexivo isabel.

  3. Muy bueno.. Es un tema interesante., abierto a muchas discusiones.

  4. Nadie es dueño de la verdad y nunca hay una sola verdad, depende de quien lo analice, claro. Creo que has tratado un tema fascinante. Y cada uno nos miramos en nuestra verdad. Pero la palabra Verdad es tan amplia, si nos referimos a la poesía, para mi tiene como objetivo esa verdad interior relacionada con el espíritu, con el sentimiento, con la belleza.
    Si nos referimos a la ciencia también la verdad tiene un papel importante. Si nos referimos a la moral nos fijaremos en el bien o el buen hacer… y así sucesivamente podríamos analizar esas verdades que nos rodean y hoy se confunden con las mentiras porque ya todo está mezclado y contaminado como bien sabes. Estoy muy de acuerdo con Shira, es el tiempo el que da o quita la razón a un acontecimiento u otro. Mientras tanto no podemos juzgarnos porque la verdad casi siempre está oculta. Y cuando la nombramos somos fieles a una idea limpia, digna, justa. Creo, Isabel que, como siempre, hiciste un buen trabajo y te felicito por ello.

  5. No puedo estar más de acuerdo con tu reflexión. Hasta la fotografía que parece ofrecer una verdad incontestable, no deja de ser la visión personal del que toma la fotografía, subjetiva y relativa por tanto. Cuanto dolor se ahorraría el ser humano si aprendiera a aceptar otras verdades.
    Un abrazo amiga Isabel.

  6. Eleazar dijo:

    Bonito texto sobre la verdad, Isabel.
    Yo siempre veo mucha humanidad en el “mentiroso”. Se miente por orgullo, se miente por envidia, se miente por miedo, todos ellos sentimientos puramente humanos. Es muy difícil no sucumbir a ellos, y por ello pienso que la verdad, la única, la objetiva, va a ser siempre susceptible de cierta manipulación.

  7. El asunto tiene su enjundia. La lógica matemática nos lleva la verdad en términos de lo que es y no es, o bien lo que es o es, y sus contrarios; la semántica formula modelos verdaderos, falsos o posibles, y por si fuera poco, cada realidad contemplada puede ser y no ser a la vez, según el momento o el ojo que mira. Yo pondría más bien el énfasis en la honestidad al reconocer, de acuerdo con los clásicos, que nuestras aprehensiones, incluso después de hacer un enorme esfuerzo intelectual, apenas pasan del estadio de la mera opinión. O sea, en honor a la verdad, admitir que, de manera un poco pedante, estoy parafraseando tu excelente texto, por ejemplo; sin que me duelan prendas.

    Un fuerte abrazo, querida Isabel.

  8. No hay una verdad absoluta. Un mismo hecho puede ser interpretado de mil y una forma diferente dependiendo de quien lo esté analizando. Y lo que tengo claro es que en cualquier asunto hemos de tener amplitud de miras y no creer que somos nosotros los que estamos en posesión de la verdad más absoluta, como bien dices. Excelente tema que daría para una buena conversación. Un abrazo y feliz resto de martes.

  9. Borgeano dijo:

    Como buen discípulo de Nietzsche, me pliego a su concepto que dice “No hay verdades, sino interpretaciones”. En ese sentido, no hay una verdad que pueda ser tomada como la verdad última y definitiva; pero sí estoy de acuerdo contigo en que es necesario dejar de lado el ego y aceptar que nuestra mirada no es la definitiva ni, mucho menos, la única.
    Veo que en líneas generales hay muchos que opinan que no hay una verdad definitiva (aunque no todos) y eso es bueno, el disenso. Tu entrada es estupenda y esa es la prueba de su valía: que reúne diferentes vertientes de pensamiento dentro de un disenso que enriquece (hasta para estar en desacuerdo hay que pensar y argumentar; un beneficio extra).

    Un fuerte abrazo.

  10. MJBeristain dijo:

    Isabel, interesantísimo el tema que tocas y que daría para una tertulia muy enriquecedora. Esenciales generosidad y humildad para entendernos. Un abrazo muy fuerte.

  11. Cierto… y es que ya sabemos «que todo depende del color del cristal con que se mira»
    ¡Un abrazo!

  12. Javi B. dijo:

    Muy interesante esta entrada y que, por alguna razón, no había leído. Es un tema que da para hablar largo y tendido, Isabel. Efectivamente existen tantas verdades como personas en este mundo. De hecho, siempre he pensado que la verdad como tal sólo podría apreciarla una máquina. Todos los seres vivos estamos sujetos a la interpretación que hace nuestro cerebro en base a vivencias, conocimientos, personalidad, etc.

    En cualquier caso, coincido contigo en que deberíamos ser más respetuosos con el punto de vista que los demás tienen sobre cualquier vivencia. Se evitarían muchísimas discusiones actuando de esa manera.

    Un fuerte abrazo y feliz fin de semana.

  13. Magnífica reflexión que suscribo. La subjetividad nos pierde. Buen fin de semana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s