Hoy dejo paso, de nuevo, a Alfonso Cebrián

Es un auténtico placer poder cederle el paso hoy a mi querido amigo y admirado escritor Alfonso Cebrián para que pueda adentrarse con su nuevo libro a este espacio de todos en el que se apalabran los días.

«Quien vive sin memoria no ha salido aún del paraíso» (Manuel Arce, en el libro Aforismos, 2013).

Está claro, que Alfonso Cebrián no solo vive con memoria sino que la utiliza, con la magia de un prestidigitador de la palabra y del conocimiento, para escribir su nuevo libro, una magnífica novela titulada “Nada quedó de abril. El libro de Carmelo”. Alfonso se supera a sí mismo haciendo gala de ser un autor experimentado y consagrado en el mundo literario de la narración, al resolver con éxito el entramado de personajes, situaciones extremas de realidad y ficción, de amor y desamor, de vida y muerte, que tienen lugar en unos tiempos difíciles para una España que el autor  traslada “a la fecha del catorce del treinta y uno, con su antes y su después”. Una España eminentemente empobrecida y rural, y cuyos principales protagonistas se enfrentan a un levantamiento militar fascista, según reza en alguno de sus párrafos.

Hay algo que siempre me ha gustado de Alfonso a la vez que he admirado: su cuidado y escogido lenguaje -siempre perfectamente adaptado a las circunstancias del medio y de los personajes- y, como no, su alma de poeta que tanto  se deja sentir a lo largo y ancho de su obra:
“Abajo discurría la cinta plateada del río”, “La ciudad parecía una boca desdentada”, “La respiración asmática de la máquina de vapor”, “El sol parte en dos el patio”.
“El autobús retemblaba con un traqueteo de ventanillas desvencijadas y el motor emitía largos quejidos debido a su vejez y a lo fatigoso del avance”.
“El sol levanta destellos de cristal en las aguas…” “El agua susurraba su eterna cadencia en el lecho de piedra”.

Carmelo es encumbrado por el autor del libro a ser el protagonista principal y él explica los porqués de ello (reseña que acompaña a su libro en Amazon). Pero hay otros personajes entrañables que a mí me han ganado el corazón, uno de ellos es Manuel. Solo diré de él que de su mano Alfonso hace una perfecta recreación de la naturaleza y del ambiente rural en el que vive. Y Paquita, esa adolescente niña que solo ve a través de los ojos de su Manuel.

No quiero alargarme más ni cansaros con el relato de lo que supuso para mí la lectura de este libro. Me gustaría que lo descubrierais por vosotros mismos con el afán del disfrutar de esta hermosa, terrible y emocionante historia.

No obstante deseo dejar constancia de estas frases que se recogen en FINAL:
“Madre, es un horror la guerra”…
“La destrucción y la pobreza tienen forma, color y olor, sin embargo hija, hay una decencia y un tesón que no se ven, la que hace que estas gentes sintieran que otro mundo era posible”

Os dejo el enlace de Amazon donde podéis adquirir el libro, tanto en versión papel como en versión Kindle:

Mi más sincera enhorabuena y mi gratitud, querido amigo Alfonso Cebrián.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

18 respuestas a Hoy dejo paso, de nuevo, a Alfonso Cebrián

  1. María dijo:

    Si no lo hubiera leído ya, me entrarían ganas de hacerlo por tu reseña.
    Gracias y un abrazo Isabel!

  2. Qué reseña más estupenda nos traes hoy Isabel, yo no la he leído, pero tal y como lo pones, lo haré.
    Un abrazo y gracias💝😘🌹

  3. Muchísimas gracias por tu hermosa reseña, querida Isabel. Un abrazo muy fuerte.

  4. Reblogueó esto en y comentado:
    Ayer, mi querida amiga Isabel Fernández Bernaldo de Quirós publicó esta muy apreciada reseña. Los ojos de Isabel hermosean mis escritos.

  5. Hermosa reseña Isabel. Ya tengo el libro en casa. Soy una apasionada de las letras de nuestro amigo Alfonso, de sus tramas y entramados. Además de buen escritor, Alfonso es un caballero. Gracias por esta reseña. Y felicidades a Alfonso por su trabajo. Un abrazo!!!

  6. carlos dijo:

    Es una reseña estupenda que invita a su lectura, de momento se queda en el Kindle en la lista de pendientes. Un abrazo.

  7. Estrella RF dijo:

    Parece una lectura apetecible, habrá que dejarse llevar por el apetito despertado con tu reseña, Isabel.
    Un abrazo.

Responder a María Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s