Permanencia

Siendo finita la vida de los seres

y la permanencia de las cosas,

existe un deseo intrínseco del hombre

de que su legado, su voz,

no perezca en el vació del tiempo.

Mientras él viva, cuidará de su deseo.

Después, el viento

será el único responsable de su perpetuidad.

Más allá de este afán,

el hombre necesita preservar del olvido

su propia finitud.

Ser recordado.

Perdurar en lo eterno

y saber que podrá seguir viviendo,

como alma compañera,

en la vida de quienes amó y le amaron.

¿De dónde le viene al hombre

este anhelo de permanencia?

Composición de Sandra Robles Montijo

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

10 respuestas a Permanencia

  1. malyloup dijo:

    ton poème est magnifique et il me touche beaucoup! bravo isabel!
    le désir de permanence nous vient peut-être du lointain souvenir de notre âme…qui est éternelle contrairement à nos corps
    je t’embrasse fort!

  2. Magnífico poema en la búsqueda de la permanencia. Tal vez sea el viento que lleve la palabra. Abrazo enorme Isabel.

  3. Como persona permanecerás en el corazón de aquellos que te amaron. Y si hay alguna obra que te identifique en el recuerdo de aquellos que la disfrutan. Como siempre unos preciosos versos. Efímera solo la vida. Un abrazo

  4. De dónde viene, buena pregunta. Y más aun, ¿tiene sentido ese anhelo?

  5. bensa dijo:

    El poema que hoy nos dejas, «Permanencia», una magnífica reflexión que todos nos hacemos y que muchos no sabemos expresarla.
    Me gustó mucho.
    Un abrazo

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s